Skip to main content
Curiosidad inmobiliaria

El Castillo de Butrón ya tiene comprador

By 30/12/2021enero 24th, 2022No hay comentarios
castillo de butrón

Inbisa ha vendido a un inversor extranjero este singular inmueble por un total de cuatro millones de euros

 

El Castillo de Butrón tiene nuevo dueño. El grupo inmobiliario de Inbisa ha conseguido vender por un total de 4 millones de euros este impresionante castillo, situado a tan solo 25 minutos de Bilbao.

La promotora inmobiliaria, que  lo adquirió en el año 2005 por 1,6 millones de euros, fijó en el año 2014 un precio de venta de 3,5 millones de euros (tras rebajarlo desde los 10 millones). Ha sido a finales del 2021, cuando se ha cerrado la venta en 500.000 euros por encima de lo que se tasó en 2014.

Tal y como afirman algunas fuentes, el propietario destinará el castillo para un uso particular acometiendo las reformas pertinentes para ello, apostando siempre por la conservación de los elementos históricos y de patrimonio que lo componen.

 

El Castillo de Butrón: un inmueble con historia

 

La fortaleza fue durante más de 300 años —desde el siglo XIII hasta el XVI— baluarte en torno al cual se fue forjando la historia de Vizcaya sobre las continuas luchas entre las familias de la nobleza agrupadas en dos bandos.

El Castillo de Butrón es uno de los símbolos de Vizcaya y ha sido reconocido por Patrimonio Histórico.

Construido en el siglo XIV, fue remodelado en el año 1879 por el marqués de Cubas, quien le dotó de su apariencia actual.

En total se compone de una superficie edificada de 2.400 metros cuadrados y se sitúa en un parque de más de 35.000 m2.

En su interior se encuentran varios salones, una zona de recepción de invitados, la antigua capilla, el salón de la chimenea, un gran salón diáfano de 200 metros cuadrados, el patio de armas, el almacén de víveres, un pozo de agua natural, una biblioteca, bodega e incluso mazmorras. Las distintas dependencias están decoradas de forma exquisita y cuentan con mobiliario, iluminación, cocina, calefacción y un ‘parking’ exterior.

Era el único castillo de estilo romántico que estaba a la venta en nuestro país, lo que lo hacía especialmente atractivo para fondos de inversión o inversores particulares.

 

 

Fuente: Elconfidencial

¡Gracias por compartir este artículo!

Deja un comentario